miércoles, 5 de mayo de 2010

EL IRONMAN HA COMENZADO

LANZAROTE BIEN VALE OTRO INTENTO

Hace siete años, por estas fechas más o menos, estaba un servidor… al borde de un ataque de nervios.
Faltaban poco más quince días para intentar eso que en mi pueblo vaticinaban algunos como imposible, terminar un ironman.
Tuve la suerte de no meditar la decisión mucho, porque si la neura con la que me estuve despertando durante los cuatro meses previos, hubiese durado más, fijo que hace el aaaaironman Rita la Cantaora.

Para motivarme durante esos meses, gasté hasta la saciedad un pensamiento más o menos contradictorio, pensaba pues, que cuando terminara aquello, le iban a dar por saco al triatlón, a la bici, al deporte y al que los inventó, y a partir de entonces…a vivir.
Pero resultó que terminé mi mejor ironman, aquel de Lanzarote de 2004, aquel en el que no hizo viento en la isla, y fue el mejor porque fue el primero, pero sobre todo porque fue allí, y curiosamente, aquellos que días antes gesticulaban lo del tornillo en la sien, cuando mi nombre surgía en alguna conversación, cuando me veían por ahí y tras felicitarme, para no perder la costumbre, seguían vaticinando, esta vez con el día en el que ellos también lo harían… ya te digo¡¡¡

Vino después el de 2005, y fue el peor, porque el sufrimiento no se limitó al plano físico, aquel, nunca debí terminarlo.

Luego el de 2006, y no se recordaba entonces, ni ahora, un día de ironman con tanto viento… ; el de 2007, cuando por primera vez, el viento cambió su dirección y todos caímos en la trampa… el de 2008, con la mente puesta en la carrera y el corazón unos kilómetros más atrás, con mi hermana Dori, que buscaba su propio sueño…fue, quizás, demasiado joven, quizás, con poca preparación, terminarlo no fue el premio, ése trofeo que tiene con la M mayúscula y el punto encima, tampoco, demostrarse que todo, absolutamente todo está a su alcance, si lo desea de verdad, ese sí, ese si es el premio.

El de 2009, fue aquel que no viví, pero con el que me llegué a ilusionar tanto, tanto… que hasta hoy me llegan las ganas…y éste de 2010, que a poco más de quince días aún, ya no necesita resultado alguno, para ser especial.

5 comentarios:

JOSE ANGEL dijo...

Cada uno que hagas sera distinto y a la vez unico,disfrutalo como el primero,pero pensando que fuera el ultimo,sufrelo de veras,como no va a ser menos,pero sobretodo vivelo,sabes que tu eres mi referente en esto del ironman,asi que desde aqui todo mi apoyo para ese dia tan especial,suerte,suerte y suerte,aunque creo que otros quizas la necesiten mas que tu,y recuerda,"que si hay que ir se va pero ir pa na.....".
firmado: el tio de la vara

El Lay. dijo...

Yo creo que tiene que ser indescriptible la sensación de sentirte ganador a las adversidades y a los entrenos que se realizan para cada prueba, pero los Ironman tienen que ser impresionantes, espero tener esta sensación algún día y contarosla.
Un saludo y a terminarla amigo.

XARLI dijo...

Pues nada, Ramoncico, este año que estás que te sales, con lo rápido que vas a ir, seguro que terminas dándole la vuelta al viento si te da de cara.
No dejes de disfrutar y luego de contarnos todos los "regates" que sigas haciendo (oye, y ya puestos a ver si marcas algún gol y nos lo dedicas a tus seguidores).

Cristobal Diaz Navarro. dijo...

Mucha suerte niño para Lanzarote, que lo disfrutes y dale duro que yo te he visto este año mejor que ninguno, un saludo, ahmmmmmm y por si acaso te vas de viaje en octubre traeme algo de la isla ajajajj.

Anónimo dijo...

Hola Ramon, soy Tomas el duatleta de Calatayud al que conociste la noche del campeonato contrarreloj por equipos en Segovia. El próximo viernes estaré es Lanzarote preparado para animarte, ponte en contacto conmigo y a ver si nos podemos ver el viernes en la entrega de bicis a boxes. Mi correo es tomaslopezbu@hotmail.com. Un abrazo y nos vemos pronto, por cierto me gusta el blog, no sé de donde sacáis la imaginación para escribir tanto y tan bien.